Finalizando la primera fase de Arcosur

La primera fase de Arcosur,  ya se encuentra urbanizada al 95% y solo faltan detalles.  Su apertura está fijada en menos de dos meses.

Arcosur empieza su cuenta atrás. Si se cumplen las previsiones de los vecinos, de los promotores y del Ayuntamiento, en menos de dos meses ya habrá vida en la primera fase de este macrobarrio con capacidad para más de 21.000 viviendas, aunque en el momento de su estreno no contará con más de 1.500. Quienes inauguren las calles verán cumplido su sueño tras años de espera, aunque tendrán que adaptarse a, como pasara en su día en Valdespartera, en Parque Venecia o incluso en el Actur, vivir sin negocios, equipamientos, ni apenas servicios al alcance de la mano.

La junta de compensación entregó al Ayuntamiento la solicitud de final de urbanización del área 1 a comienzos de mes. Desde entonces, el Consistorio ha realizado varias inspecciones para comprobar los pavimentos, los sistemas de abastecimiento, la movilidad… El área 2, por su parte, estará lista a comienzos de octubre. Aunque en un principio se pensaba inaugurarla simultáneamente con la 1, el presidente de la junta de compensación de Arcosur, Antonio Olmeda, no descarta abrirlas «por separado». En ese caso, cree que el área 1 podría estrenarse, incluso, «a finales de septiembre». En cualquier caso, será una decisión que tendrá que tomar el Ayuntamiento. «Nosotros vamos a seguir el mandato del consejo rector, que es entregar las llaves lo antes posible», dice Olmeda.

Ya hay ocho bloques de viviendas que ya están terminados (seis en el área 1 y otros dos en la 2). Entre todos suman unos 1.500 pisos, que esperan la certificación del Gobierno de Aragón para tener todo listo y, en el momento en el que el Ayuntamiento reciba la obra de los viales, entregar las llaves. Además, varias promociones más, rematan estos días sus últimos detalles.

A partir de ahí, la situación del mercado inmobiliario augura una ralentización en la construcción de viviendas. Antes del verano se entregaron dos licencias para parcelas que acaban de empezar las obras, el Ayuntamiento dará otros dos permisos en breve…

¿Qué se encontrarán los vecinos?

Al margen del futuro del barrio –pendiente también de la modificación del plan parcial–, lo prioritario ahora es abrir la primera fase a los 1.500 propietarios que esperan su piso. Estos se encontrarán con un entorno en obras, ya que cuando se estrenen las áreas 1 y 2 la urbanización del barrio se centrará en el área 3, que es la que está pegada a las dos primeras y que ahora mismo está al 45%. Además, de momento tendrán una carencia de equipamientos y negocios, y unos servicios muy limitados.

En cuanto al transporte público, la opción que se estudia es crear una lanzadera que una el barrio con la última parada del tranvía en Valdespartera. Para entrar y salir del barrio habrá dos accesos, uno desde el extremo oriental –para conectar con Valdespartera– y otro desde el Cuarto Cinturón. Estos días se ultima el asfaltado de esta entrada. La zona abierta en esta primera fase será, principalmente, una gran franja comprendida entre dos avenidas de unos dos kilómetros –llamadas Los Cañones de Zaragoza y Patio de Los Naranjos–. Con las calzadas pintadas y las señales colocadas, los vecinos podrán disfrutar de amplias aceras y cómodos andadores en los que a finales de año tendrán césped y árboles en unos parterres ahora llenos de gravilla.

 

Fuente:  Heraldo de Aragón

 

 

Leave a Comment